Metales Pesados

metalesp

Los Metales pesados son  aquellos metales cuya característica distintiva es que su densidad es por lo menos cinco veces mayor que la del agua. En su mayoría los metales pesados son metales tóxicos, ya que su concentración en el ambiente puede causar daños en la salud de las personas. Es decir, los metales pesados están presentes en todos lados de la corteza y atmosfera terrestre, sin embargo su peligrosidad radica en la concentración de los mismos en cantidades dañiñas para los ecosistemas y quienes lo habitan.

Aunque pueden encontrarse casos de concentraciones de ciertos metales pesados de forma natural, el aumento de la concentración de metales pesados en el ambiente se dio en los últimos siglos por el desarrollo tecnológico, el consumo masivo y la producción de desechos, provocando numerosos efectos sobre la salud y el equilibrio de los ecosistemas.  Estos metales toxicos se incorporan con los alimentos o como partículas que se respiran y se van acumulando en el organismo, hasta llegar a límites de toxicidad. Si la incorporación es lenta se producen intoxicaciones crónicas, que dañan los tejidos u órganos en los que se acumulan.

Por estas razones, su correcta gestión es indispensable para no generar una acumulación en el medio ambiente.

Los principales metales pesados presentes en los residuos sólidos urbanos son: Arsénico, Cadmio, Cobalto, Cromo, Mercurio, Níquel, Plomo, Estaño, Cinc, Oro y Plata.

Arsénico: El arsénico es un elemento natural de la corteza terrestre; ampliamente distribuido en todo el medio ambiente, está presente en el aire, el agua y la tierra. En su forma inorgánica es muy tóxico. Su mayor amenaza para la salud pública reside en la utilización de agua contaminada para beber, preparar alimentos y regar cultivos alimentarios. La exposición prolongada al arsénico puede causar cáncer y lesiones cutáneas. También se ha asociado a problemas de desarrollo, enfermedades cardiovasculares, neurotoxicidad y diabetes. (Fuente: OMS )

Cadmio: El cadmio es un elemento poco abundante en la naturaleza que se obtiene como subproducto de la minería y de la extracción de zinc y de plomo. Es uno de los contaminantes metálicos de los alimentos más peligrosos debido no solo a su elevada toxicidad y capacidad de acumulación en la cadena alimentaria sino también a su amplia distribución derivada de sus numerosas aplicaciones industriales. (Fuente: Metales Pesados)

Mercurio: La principal fuente natural de mercurio es la desgasificación de la corteza terrestre, incluyendo las emisiones volcánicas y la evaporación de los océanos. A ésta hay que añadir la extracción minera del mercurio y los productos derivados de sus diferentes aplicaciones en la industria cloroalcalina, en la industria de pinturas, o en la fabricación de equipos eléctricos e instrumentos de precisión. (Fuente: Metales Pesados)

Plomo:  se encuentra ampliamente distribuido en la naturaleza. Las aplicaciones que se destacan son la fabricación de acumuladores eléctricos (baterías) y de soldaduras. Los derivados tanto orgánicos como inorgánicos del plomo también encuentran aplicación en muchos sectores como la industria del vidrio y de la cerámica, la fabricación de pinturas y de aditivos para las gasolinas entre otros.  Entre los efectos tóxicos del plomo destaca su acción sobre el riñón y sobre el sistema nervioso, reproductor, hematopoiético e inmune. La ingestión crónica de plomo se acompaña con frecuencia de anemias leves por inhibición de la síntesis de hemoglobina y reducción de la vida de los eritrocitos en circulación. También puede producirse una alteración del sistema nervioso que se manifiesta con deterioros mentales y parálisis motoras. (Fuente: Metales Pesados)

¿CÓMO SE OBTIENEN Y PROCESAN?

La presencia de metales pesados en la corteza terrestre es inferior al 0.1%. Su extracción difiere para cada tipo de metal. Pare ver como es el proceso de extracción y procesamiento de los metales en general ver categoría “Metales”.

¿QUÉ APLICACIONES TIENEN?

Los metales pesados tienen aplicación directa en numerosos procesos de producción de bienes y servicios. Generalmente son usados en pequeñas cantidades en aparatos eléctricos y electrónicos y en pilas y baterías. Link a cada una.

¿CÓMO SE RECICLAN?

El primer paso es disponer de manera diferenciada el residuo que contiene algún tipo de metal pesado del flujo de residuos comunes, ya que se le debe dar un manejo especial. Si los residuos con metales pesados nos son separados, el contacto de estos con residuos húmedos genera lixiviados altamente contaminantes.

Si son gestionados de manera especial, los metales pesados pueden ser extraídos durante el proceso de reciclaje, el cual difiere para cada tipo de residuo. Una vez extraídos los metales pesados, estos son gestionados por las industrias correspondientes, las cuales lo vuelven a introducir en el proceso productivo.

Fuentes:

http://www.cricyt.edu.ar/enciclopedia/terminos/MetalesPes.htm

http://www.slideshare.net/catiljjj/metales-pesados

http://www.ehu.es/sem/macla_pdf/macla10/Macla10_48.pdf