Aluminio

aluminio

El aluminio es el tercer elemento más abundante en la corteza terrestre luego del oxigeno y el silicio, y forma parte de la mayoría de las rocas, vegetales y animales. En su forma natural, sólo existe en una combinación estable con otros materiales (particularmente en sales y óxidos).

¿Cómo se obtiene?

Los compuestos de aluminio forman el 8% de la corteza de la tierra y como metal se extrae únicamente del mineral conocido con el nombre de bauxita, la cual está compuesto por aluminio, oxígeno e hidrógeno. Los recursos mundiales de bauxita se encuentran distribuidos por todo el mundo. Sin embargo hay solo 7 áreas ricas de donde se lo extrae: África Central y Occidental (Guinea), Sudamérica (Brasil, Venezuela y Surinam), el Caribe (Jamaica), Oceanía y el Sur de Asia (Australia e India), China, el Mediterráneo (Grecia y Turquía), y los Urales rusos.

Screen Shot 2014-10-23 at 14.30.01¿Cómo se procesa?

La Bauxita es molida y lavada para sacarle el barro y las impurezas, y tras esa primera refinación se obtiene la alúmina u óxido de aluminio. La alúmina, materia prima en polvo, se somete a un proceso en el que se usa soda cáustica para convertirla en alúmina líquida, y luego volver a cristalizar el material. Por último se realiza un horneado utilizando corriente eléctrica para calentar agua a 900°C, proceso por el cual se separa el oxígeno y en el fondo queda el aluminio primario. Las proporciones de reducción de este proceso son las siguientes: de cuatro toneladas de bauxita se obtienen dos toneladas de óxido de aluminio o aluminio, y de dos toneladas de óxido de aluminio se obtiene una tonelada de aluminio.

La producción de aluminio es responsable por aproximadamente el 3% del uso mundial de electricidad por lo que está entre los sectores económicos que más energía consumen en el mundo. Típicamente, el proceso de fundición da lugar a emisiones de 2,6 toneladas de CO2 por tonelada de aluminio.

Mirá el INFORME SECTORIAL del Sector de la Industria del Aluminio y sus manufacturas 2010 confeccionado por la Dirección de Oferta Exportable, Dirección General de Estrategias de Comercio Exterior y Subsecretaría de Comercio Internacional

ALUAR es la única empresa productora de aluminio primario en Argentina y una de las mayores en Sudamérica. La producción en el año 2010 fue de 410.000 toneladas de aluminio primario, para los cuales se tuvo que importar el doble de óxido de aluminio.

 

¿Qué aplicaciones tiene?

El Aluminio es el metal no ferroso más utilizado en el mundo, por lo que está presente en muchos sectores.

Se utiliza principalmente en:

Construcción: para la construcción de cerramientos, fachadas continuas, marcos, puertas, ventanas, persianas, contraventanas, mosquiteras, galerías, barandillas, vallas, verjas, aleros, pantallas solares, parasoles, persianas venecianas, construcción prefabricada, radiadores e intercambiadores de calor, chapas para contratechos, paneles solares y coberturas, etc.

Transportes: Gracias a su elevada relación resistencia/peso, el aluminio se utiliza para la construcción de motores, bombas, pistones, ruedas, bielas, cubos, válvulas, marcos y acabados, paragolpes, compuertas para camión, furgonetas, elementos de carrocería, radiadores e intercambiadores de calor. El sector de los transportes es el que más utiliza el aluminio, aproximadamente un tercio de todo el metal consumido en Europa. Una de las principales razones es que mover peso, cuesta energía.

Aluminio en el sector doméstico: El aluminio se utiliza en numerosos productos de uso doméstico: baterías de cocina, electrodomésticos, escaleras, duchas, equipos de iluminación, componentes de decoración y equipamiento para deportes y tiempo libre. Las latas de bebidas y cerveza son también de aluminio.

Electrónica: El aluminio es el material más utilizado junto con el cobre, gracias a la gran conductibilidad eléctrica. La aplicación más conocida es la de las líneas eléctricas aéreas de distribución, casi todas realizadas con cables de aluminio.

 

¿Cómo se recicla?

Casi la totalidad de los productos de aluminio pueden desde un punto de vista técnico (factibilidad) y económico (rentabilidad) ser reciclados repetidamente para producir nuevos productos, sin perder el metal su calidad y propiedades.

El aluminio reciclado es conocido como aluminio secundario, y su proceso es como se explica a continuación:

  1. Se cortan las latas en piezas pequeñas y de igual tamaño para minimizar el volumen y facilitar el trabajo.
  2. Se limpian estos trozos química o mecánicamente.
  3. Estos trozos se hacen grandes bloques para minimizar el efecto de la oxidación cuando se fundan, pues la superficie del aluminio se oxida instantáneamente cuando se expone al oxígeno.
  4. Se cargan los bloques en alto hornos y se calientan a 750°C – 100°C para conseguir aluminio fundido.
  5. Se retira la escoria y el hidrógeno disuelto y se desgasifica.
  6. Dependiendo del producto final deseado, se añade a la mezcla aluminio de alta pureza, para conseguir las especificaciones adecuadas para la aleación. Puede ser moldeado en lingotes, molduras o barras en forma de grandes bloques para su posterior laminación, atomización, extrusión, o transporte en estado fundido a otras instalaciones de fabricación para seguir su procesamiento.

Reciclar 1 kg de aluminio ahorra:

  • 8 quilogramos de bauxita
  • 4 quilogramos de productos químicos
  • 14 kW de electricidad

El ahorro energético es el mayor incentivo en el reciclaje de aluminio ya que utiliza apenas el 5% del total de energía utilizada para producirla. Por esta razón es un material con una tasa muy alta de reciclabilidad. En la Argentina aproximadamente el 90% del aluminio es reciclado y más del 75% del aluminio producido en los últimos 100 años, sigue presente gracias al reciclado.

Fuentes

http://www.aluar.com.ar/

http://www.argentinatradenet.gov.ar/sitio/estrategias/Aluminio%20y%20sus%20manufacturas.pdf