¿Qué residuos son compostables?

Todos los residuos vegetales son compostables, no así los residuos animales como restos de carne, lácteos o aceites.

Algunos de los residuos que pueden arrojarse al compost son:

  • Hojas secas, pasto cortado y otros residuos vegetales del jardín
  • Aserrín
  • Ceniza
  • Cáscaras de frutas y verduras
  • Fruta hechada a perder
  • Plumas
  • Cáscaras de huevos
  • Semillas y carozos
  • Bosta de caballo o de vaca
  • Pelo
  • Uñas cortadas
  • Polvo que se junta al barrer, o de la bolsa de la aspiradora
  • Café
  • Saquitos de té
  • Yerba mate